Avantage > Blog > Propiedad > Visión patrimonial: compromiso de largo plazo

Visión patrimonial: compromiso de largo plazo

Visión patrimonial: Compromiso de largo plazo.
Por Jorge Peralta.

A pesar de que la propiedad de la empresa pueda pertenecer legalmente a los fundadores, en la empresa familiar, por lo general, la familia es vista como la propietaria. Con el tiempo el número de “propietarios”, ya sea individuos o familias, crecerá más rápido que la empresa. Esto ocasionará que la propiedad concentre el poder en algunas ramas familiares más que en otras.

Si la familia no ha tomado medidas previas ese desbalance de poder puede afectar su unidad y armonía. Sobre todo, en épocas de incertidumbre pues las expectativas de la familia sobre la tolerancia al riesgo pueden variar y las necesidades de rendimiento del capital también.

Es importante que los accionistas (propiedad) y los miembros de la familia puedan explorar, a través del diálogo, su propósito y expectativas sobre el patrimonio (visión patrimonial). No considerar esto, puede dañar las relaciones interpersonales y afectar la continuidad de la empresa familiar. Si bien, los problemas de la empresa familiar pueden ser predecibles, las perspectivas de sus miembros sobre determinadas situaciones pueden resultar totalmente diferentes.

El propósito y expectativa que tiene un propietario, o una familia propietaria, sobre su patrimonio constituye su visión patrimonial.

En épocas de incertidumbre es importante verificar si las expectativas de la familia no han cambiado. Conversar al respecto, les permitirá a sus miembros comprender sus posiciones individuales sobre el patrimonio y fortalecer el compromiso con las decisiones de largo plazo. Esto ayuda a establecer nuevos horizontes de tiempo para el retorno y rendimiento del capital y clarificar el tipo de visión patrimonial predominante en la familia en negocios.

Según Betancourt et al (2010) la visión patrimonial puede ser de tres tipos:

  • Visión individual: basada en la expectativa de la familia ante una sucesión en la que esperan que la propiedad quede a título personal para administrarlo según su criterio.
  • Visión colectiva: basada en la expectativa de que la propiedad es de la familia y sus miembros solo reciben beneficios, mas no tienen la titularidad del patrimonio y no sienten la propiedad (acciones) como suya.
  • Visión intermedia: nace de la expectativa de que el patrimonio es y será de la familia, el individuo lo deberá cuidar como si fuera suyo y lo usufructuará, lo hará crecer y velará por transmitirlo a una siguiente generación.

Llegar a establecer este último tipo de visión patrimonial ayuda a la familia a superar los estadios de crisis y a fortalecer el compromiso para la continuidad a largo plazo.

Considere las siguientes acciones para clarificar su visión patrimonial:

  • Comuníquese con los miembros de la familia e indague sobre las expectativas individuales con relación al patrimonio.
  • Identifique que tipo de visión patrimonial desearían para su familia y planifique como lograrla.
  • Fije el nuevo horizonte de tiempo para las expectativas de retorno del capital paciente.

Además, recuerde que en épocas de incertidumbre:

  • Sea prudente en el gasto. No consuma su riqueza más rápido de lo que la está creando.
  • Recurra al pacto de accionistas para preservar la propiedad en poder de la familia ante eventuales ventas de acciones a terceros.
  • No espere a que todas las cosas estén claras antes de actuar. Actúe¡¡